1999: Asumió Sabbatella en Morón y echó a 600 trabajadores

sabatella-alianza

La historia es cícilica, dicen los que saben.

Y en esa bicileta mágica que es la política argentina, podemos retroceder casi dos décadas, a 1999 y ver como Martín Sabbatella asumía como intendente de Morón por la ALIANZA y despedía a 600 trabajadores municipales por considerarlos “ñoquis”.

En ese momento, Sabbatella decía que había recibido un municipio con más de 5.000 empleados y hacía una “limpieza de personal”. Además, aseguraba que veía a los nombramientos públicos como “botín de guerra de los partidos políticos para cubrir sus propias necesidades”. parece que aprendió a chorear y con el tiempo empezó a reclamar sumas fijas.

Veamos varias notas de la época. Cualquier similitud con la actualidad, es pura coincidencia.

Página 12 – 1999

Sabbatella: “El actual intendente y yo nos hemos reunido varias veces para coordinar la etapa de transición. Yo creo que con la salida de Rousselot se comenzó a superar la etapa de conflicto violento, de enfrentamientos antagónicos. Espero que esta situación se mantenga porque la política tiene que responder a las necesidades de la gente y no a la de los políticos. La propia estructura municipal estaba más pensada para la necesidad de los partidos políticos que para la necesidad de la gente y se veía más al estado municipal como botín de guerra de los partidos políticos para cubrir sus propias necesidades. Gobernar era nombrar gente. La relación entre el cargo y una persona no tiene que estar a partir de lo político, sino de la idoneidad, la capacidad”.

Diario EL DÍA – 2001

“La comuna de Morón despidió a otros 61 empleados municipales y anticipó que habrá nuevas cesantías de personal, en el marco de una política de achicamiento en la cantidad de agentes y de estructuras en esa administración, implementada por el intendente de ese distrito, Martín Sabbatella (Alianza), desde que asumió en el cargo en diciembre de 1999.
En tal sentido, voceros del municipio puntualizaron a este diario que al momento de iniciar su mandato la actual gestión comunal, el número total de trabajadores municipales orillaba los 5.000 y que desde aquella fecha se redujo en 600 empleados. Ahora, según precisaron, hay cerca de 2.800 empleados en la planta permanente y unos 1.500 del plantel temporario.

Lee más  Tras denuncia de médicos, Fiscal ordenó desalojar urgente a vendedora de globos que bloqueaba acceso a Hospital de Niños y el troskokirchnerismo armó su fábula de la semana

Al respecto, la secretaria de Gobierno moronense, Sandra Yametti, remarcó que “en casi todos los casos se ha tratado de agentes afectados a la planta política” y precisó que “los 61 empleados de los que la Municipalidad prescindió de sus servicios, estaban contratados y se desempeñaban, por pase a comisión, como asesores de diversos bloques de concejales”.
Vale señalar que dirigentes y ediles del PJ aseguraron que los despedidos “no sólo eran asesores de las bancadas del Concejo, sino que también entre los 61 cesanteados había quienes cumplían funciones en otras reparticiones municipales como en tránsito, hospital y otros servicios públicos”. También se denunció una persecución política contra empleados municipales peronistas “ya que más del 90 por ciento de los despedidos pertenecen a nuestro partido”.
Posteriormente, la funcionaria citó que “hace un mes se procedió de igual manera con 15 asesores del Ejecutivo comunal” y acotó que “al inicio de esta gestión de gobierno se comprobó que la planta política estaba sobredimensionada y entonces se ha ido reduciendo la cantidad de agentes en forma paulatina”.
Consultada sobre si la sangría de personal se profundizará, admitió que “sí, está previsto continuar disminuyendo el número de empleados municipales”, aunque aclaró que “se operará al respecto de acuerdo a las necesidades en cada área de la administración comunal”.
Yametti reconoció asimismo que el ajuste practicado entre el personal dio paso a serios “cortocircuitos” en la relación entre el gobierno comunal y el gremio que representa a los trabajadores municipales.
No obstante, sostuvo que “los dirigentes del sindicato conocen perfectamente que nos encontramos con un excesivo número de agentes municipales y que priorizamos desvincular con la Municipalidad a personal de planta política”.
Por otra parte, el Consejo del Partido Justicialista de Morón hizo público su “rechazo y repudio” al decreto por el cual el intendente Sabbatella prescindió de 61 agentes comunales y planteó que “la totalidad de la planta municipal se encuentra hoy nuevamente colmada de inseguridad e incertidumbre” por la situación.

Lee más  Marina de Bolivia exigió 15 mil pesos para entregar cuerpo de pibe argentino ahogado en Río Bermejo

Al mismo tiempo, se denunció que “mientras se llena de desesperanza e intranquilidad a 61 familias, las de los despedidos, por otro lado vemos con asombro como se contratan nuevos empleados con sueldos exorbitantes, dejando de manifiesto que se ha tomado a la comuna como si fuera un botín político”.
Luego se indicó que “esta actitud del intendente de Morón se contradice con su prédica durante sus años de militancia política y su desempeño como concejal del Frepaso”.
En tanto, el edil peronista Carlos Barquero denunció ante este diario que “además de los 61 despedidos, hay entre ocho y diez empleados más que no figuran en ningún listado” y agregó que “más del 90 por ciento de los cesanteados están identificados con el PJ”.

Dejá una respuesta